Saltar al contenido

Need for Speed volverá a pasar a manos de Criterion Games

febrero 13, 2020
Need for Speed volverá a pasar a manos de Criterion Games

Electronic Arts sorprendió a muchos con el anuncio de que “cambiará el futuro de la franquicia de Need for Speed

Para los amantes de los videojuegos de carreras, en especial la mítica saga Need for Speed, hay una buena noticia para sus seguidores. Vuelve a tomar las riendas de futuras entregas el equipo de Criterion Games.

Muchos fanáticos al momento de saber acerca del acontecimiento se alegraron, ya que las últimas entregas de esta franquicia estuvieron a manos de la desarrolladora Ghost Game. La misma no tuvo el auge ni la popularidad que EA hubiese querido, como sus primeros títulos de NFS.

Ghost Game tiene el timón de Nees fos Speed desde año 2013, encargada de los últimos cuatro títulos de la franquicia: NFS: Rivals, Need for Speed en 2015, Need for Speed: Payback y Need for Speed: Heat, éstos presentaron un modo de juego bastante “novedoso”.

Need for Speed

Sin embargo, se considera que fue una estrategia para atraer la atención, presentando un mundo abierto, algo bastante común hoy en día y lo peor para muchos fue el sistema de micro-transacciones.

Esto hizo que las últimas entregas no hayan tenido el hype ni el alcance que la empresa quisiera tener como en sus títulos anteriores.

El camino difícil para Electronic Arts

Hay que destacar que a EA se le ha hecho difícil trasladar a las personas adecuadas a Gotemburgo, sede de Ghost Game. Pero Criterion cuenta con una sede en Guildford, donde se encuentran numerosos estudios, la cual facilita el desarrollo de los títulos.

Por problemas como estos y otros Electronic Art ha decidido poner la franquicia en las manos de Criterion una vez más.

El renacimiento de Need fos Speed y su franquicia

Gracias a esta decisión quizás la franquicia vuelva tomar el trono como uno de los mejores títulos AAA de carrera de la historia, ya que la desarrolladora Criterion ha sido la responsable de la entrega del grandioso Need for Speed: Hot Pursuit y un reboot de Most Wanted.

Como bien saben, Hot Pursuit se desarrolló inicialmente en el local de EA en 2002, al tomar Criterion el mando, reinicio el título en el hardware de la próxima generación en el año 2010, luego dos años más tarde aplicaron la misma fórmula con NFS: Most Wanted.

El renacimiento de Need fos Speed y su franquicia

Al tener el poder la desarrolladora Ghost Game de la saga NFS, sufrió muchos cambios que para muchos no fue de su agrado. Cambios como elementos incluidos en la historia con mala calidad, escenas de corte nada atractivas, un entorno de mundo abierto, y “mejoras” de los sistemas que por lo general eran más molestos que divertidos.

A pesar de eso, Criterion luego de su grandioso éxito con las entregas de NFS, hizo alianzas con EA DICE desarrollando distintos títulos que para muchos fue un éxito rotundo.

Entregas de Criterion: Juegos que dieron mucho de que hablar

Entre los títulos AAA tenemos: Star Wars: Battlefront, Star Wars: Battlefront II y también Battlefield V.

Criterion no solo tiene experiencia con los títulos antes mencionados, sino que además, son los responsables de la popular saga de juego de carrera Burnout Paradise.

Entregas de Criterion-Juegos que dieron mucho de que hablar

Declaraciones de EA

Con sede en el Reino Unido, Criterion no ha tenido problemas para encontrar persona con mucho talento para los futuros proyectos, EA considera que el estudio está mejor equipado para manejar la franquicia NFS de aquí en adelante, esta es una de las declaraciones de EA:

“Con una fuerte historia y pasión por los juegos de carreras y una visión de lo que podemos crear, el equipo de Criterion llevará a Need for Speed ​​a la próxima generación”.

Todos y especial EA tiene la fe puesta en Criterion, quien puede volver a renacer esa saga que todos llevan en el corazón, carreras llenas de vértigo, persecuciones con un verdadero sentido de velocidad.

Además, una interfaz limpia y funcional, modelos grandes de vehículos que funcionan como bestias, sin tener que personalizarlos, y sobre todo sin ningún tipo de micro transacciones.